María Ordoñez: necesitamos poner el poder en las manos de nuestra comunidad

 

MARIA ORDOÑEZ
María Ordoñez se postula para el Concejo Municipal para luchar por un Ayuntamiento que sea para la gente, y no solo para los ricos, establecidos.

La comunidad latina es cada vez más importante, es un segmento creciente de la población de Nueva York, por lo tanto es imperativo ahora más que nunca que se tome en cuenta las voces de los latinos y que estas voces tengan representatividad.

La crisis social que viven algunos sectores de la ciudad de Nueva York es demasiado preocupante, nos está llevando al despeñadero. Sobre todo, la pobreza moral nos exige hacer una reflexión sobre las causas que están ocasionando esta terrible crisis. Analizarlas y buscar nuevos sistemas sociales y estrategias políticas que puedan solucionar este sistema, son las necesidades urgentes en los pensamientos y decisiones de la juventud, tal y como nos lo muestra María Ordoñez.

María Ordoñez, activista y organizadora, que se postula por el Distrito 7 para el Concejo Municipal como la latina más joven de la ciudad de Nueva York. Ordoñez expresa que el Distrito 7 del Consejo está en crisis y “nuestros políticos no nos defienden. Necesitamos una verdadera representación en el gobierno. Necesitamos un miembro del consejo que luche por la gente”. Entre los programas principales que propone para lograr salir adelante juntos están, la vivienda como derecho, el Ayuntamiento del pueblo, educación para todos y un sistema de justicia penal humano.

María Ordoñez es nativa de West Harlem, creció en esta comunidad y al iniciar nuestra conversación nos relata la historia de sus familiares que comienza con su madre, quien llegó del Ecuador con residencia gracias a sus familiares, a diferencia de su padre que tuvo que cruzar la frontera, pasando por muchas necesidades, sacrificios y esfuerzos para estar con su familia. 

Para Ordoñez escuchar la historia de su padre es sinónimo de inspiración y lucha debido a que, “Las dificultades que a veces uno tiene no son nada en comparación a lo que se sufre cuando uno tiene que pasar la frontera, es increíble. Por todo esto, analizo la administración que tenemos en la Casa Blanca y esta, no está peleando por los latinos, no está peleando por las familias inmigrantes, cuestiones que me inspiran para correr como concejal”, nos relata.

Creciendo en la comunidad de West Harlem, María Ordoñez ha visto como hacen falta más recursos para educación, para viviendas asequibles, en su haber con la comunidad ha visto como hace falta escuchar las voces de los afroamericanos, de los hispanos, voces que, asegura, han sido olvidadas porque no son las de la gente rica o de la gente con poder.

“Viendo todo esto y además la falta de mujeres hispanas, es lo que me inspiró para postularme al Concejo Municipal de la ciudad de Nueva York a mis 21 años. Esto no es solamente sobre María, esto es por la comunidad, por el pueblo, porque estamos creando un movimiento para que la gente tome este mensaje, se inspire y sepa que no tienes que ser rico o estar conectado, puedes ser cualquier persona sin importar tu género o identidad, tú puedes correr y postularte para cualquier cargo político”, argumentó.

Ordoñez considera que, a nivel local, los políticos mismos, se han olvidado de nuestras comunidades y como ejemplo de ello, revive los momentos vividos en las protestas que están ocurriendo recientemente sobre Black Lives Matter. De igual forma, lamenta que la gente no haya sido escuchada al solicitar desembolsar parte del presupuesto del Departamento de Policía de Nueva York y trasladarlo a educación y muchos otros programas que beneficiarían a las comunidades con menos recursos.

MARIA ORDOÑEZ
Maria Ordoñez junto al ex candidato presidencial Bernie Sanders.

He visto que has apoyado a Bernie Sanders en su campaña, muchos lo califican como el candidato de los jóvenes. ¿Apoyas a Bernie Sanders porque eres joven o te identificas con su pensamiento ideológico?  

- Yo apoyo a Bernie Sanders por ambas cosas. Primeramente, veo que él creó un movimiento. Cuando vemos el concepto de política, ya sea a nivel federal, estatal o local, el crear un movimiento y movilizar a la gente es algo extremadamente importante por el tipo de política que estamos viviendo hoy en día. Es decir, hay dos formas de hacer política, uno es el político que va y dice “quiero tus votos” y nada más, olvidándose de la gente una vez que obtiene su puesto; el segundo es el político que siempre está en la comunidad, que vuelve, que moviliza a la gente y que habla sobre los problemas y los intereses de la comunidad, eso es lo que yo vi en Bernie Sanders, no solamente un movimiento para los jóvenes, sino un movimiento para la gente de todas las razas. Yo hice campaña en este lugar, en Washington Heights, en Inwood y veía las cosas por las que peleaba Sanders que eran las que a la gente verdaderamente le importaban. Por eso también me identifico con él, porque estaba peleando por seguro médico para todos, por universidades públicas, por más viviendas asequibles y todas esas cosas.

Por ejemplo, ahora con la pandemia del COVID-19 quedaron clarísimas nuestras verdaderas necesidades y los políticos tratan de tapar el sol con un dedo, sin embargo, Bernie Sanders estaba hablando sobre estas cosas desde hace mucho tiempo. En 2016, cuando yo estaba en High School, escuché sobre Sanders y me emocionó mucho. En el 2019 me involucré en la campaña y me postulé para delegada de Bernie Sanders en el distrito Congresional 13 y saqué alrededor de veinte y dos mil votos que es una suma muy considerable.

 ¿Te sientes inspirada por alguna figura pública de origen latino de la política estadounidense?

- Si. Me siento identificada con Alexandria Ocasio-Cortez por su historia al postularse para el Congreso y ganar, pero aún más con Sonia Sotomayor que está en la Corte Suprema.  Ella me inspira tanto como mujer latina, de Puerto Rico, la vida de la que vino porque ella vivía en viviendas públicas, pero, a pesar de eso, fue a la universidad, obtuvo una beca, hizo todo lo imposible y mostró a toda la gente que sí se puede, la gente le decía que no, pero ella demostró que sí es posible. Ese es el mismo mensaje que yo envío a todos, que sí se puede. Debemos demostrar a la gente que no importa quién eres, sí se puede. Sonia Sotomayor para mi es alguien admirable por lo que hace y por lo que sigue haciendo

MARIA ORDOÑEZ
María Ordoñez porta cartel donde demanda desfinanciar a la policía e inviertan ese dinero en programas sociales.

¿Cómo crees que ha sido el trabajo del vocero del Concejo municipal de la ciudad de Nueva York, Corey Johnson?

- Me parece que no ha hecho un trabajo adecuado porque falta más. Creo que, como vocero del concejo municipal, no está representando a todas las comunidades que hay en la ciudad de Nueva York. Aquí hay muchas comunidades de inmigrantes, hispanos, afroamericanos, con los que quizá no te identifiques, pero si tienes que hablar sobre sus problemas y actuar por las causas que ellos están enfrentando.

Corey Johnson recibe mucho dinero de bienes raíces, cuestión que no considero correcta de alguien que está representando al Concejo Municipal ya que se supone estás peleando por las comunidades. Por ejemplo, en el distrito siete uno de los problemas más grandes es que vienen muchas compañías de bienes raíces, quieren tumbar y hacer edificios privados que no tienen viviendas asequibles argumentando que las tienen. ¿Viviendas asequibles para quién? Al final del día desplazan a mucha gente, misma que tiene que mudarse, los negocios pequeños ya no pueden existir y deja de ser una comunidad porque se transforma en otra cosa y se pierde el sentido que esta tenía. Eso es algo que ha ido creciendo aquí, incluso yo vivo a unos bloques de la expansión de la universidad de Columbia y he visto como eso ha impactado a nuestras comunidades.

El trabajo que Corey Johnson ha hecho no ha sido suficiente. Él ha permitido que cosas como las que mencioné ocurran, ha permitido que no se desembolse el dinero del NYPD y se ocupe en programas para las escuelas y en nuestras comunidades, sobre todo con esta pandemia que estamos viviendo del COVID-19. Él lo que hizo fue un show cuando se dio la reunión del concejo municipal y ese es el problema con los políticos, que juega mucho a la política, en lugar de estar hablando y trabajando con y para la comunidad. Considero que es el momento de parar con ese juego de la política, la política de Nueva York no tiene que ser un juego, tiene que ser un servicio para la comunidad. Somos gente que estamos sirviendo al pueblo no gente que está jugando con el pueblo

¿Cómo calificas los comentarios de Donald Trump sobre los inmigrantes y la comunidad latina?

- No tengo buen concepto sobre este señor. Me parece increíble que esté en la Casa Blanca y sinceramente deseo que llegue noviembre para que vuelva un demócrata que hable por los inmigrantes. Creo que lo que él dice de los inmigrantes es una falta de respeto, es algo horrible la manera en cómo crea una narrativa sobre los inmigrantes, eso está mal. Lo que pasa que cuando un político hace eso, o una persona que está en el poder crea también una narrativa sobre la población y se comienzan a implantar estas ideas en la gente, creando estereotipos que después se hablan en la televisión y las repiten otras personas. Por ejemplo, veo que siempre apunta a los mexicanos y dice que esos son inmigrantes. Eso está mal, porque el país en donde vivimos está hecho de inmigrantes. Cuando nos remontamos a los años de 1700 y 1800, la gente que vino acá, ciertamente eran de piel blanca, pero, seguían siendo inmigrantes. La manera como Donald Trump actúa es muy infantil, lo hace porque necesita de mucha atención, solo quiere obtener poder y, eso es un problema en la política. La gente solo quiere obtener poder y a través del dinero quieren estar en esas posiciones; creo que es algo que ojalá saquemos de la Casa Blanca y tengo fe en la derrota de Donald Trump en noviembre.

¿Consideras que las protestas de Black Lives Matter marcan una pauta en la agenda pública para generar un cambio en la ciudad de Nueva York?

- Creo que sí. Creo que las protestas de Black Lives Matter es algo que no hemos visto antes por el contexto en que sucedió todo esto. George Floyd murió en manos de unos policías mientras decía no poder respirar y lo dijo muchas veces agonizando por más de 8 minutos y a ninguno de los policías le importó. Esto no es la primera vez que pasa, hay infinidad de casos, pero, históricamente, siempre hay algo que crea como una bomba y ésta fue una. Ya no se puede más, la gente se cansó y, a pesar de que hubo una pandemia, la gente salió a las calles. Yo estuve ahí haciendo protestas, demandando derechos para la gente y dejemos de criminalizar por el color de piel.

Yo sí creo que estas protestas van a marcar un cambio en la política, ya que ahora estamos hablando de terminar la criminalización de la gente afroamericana, de la gente hispana, de quitar a los policías de las escuelas que creo que es algo que nunca debió suceder, por qué tenemos que tener policías en las escuelas e intimidar y crear un sentimiento de miedo, de temor para los estudiantes. Es increíble que en una ciudad tan progresista todavía exista eso de que la policía tenga que coger a la gente por el simple hecho de ser inmigrantes, por ser negros o hispanos.

Ahora hemos comenzado una conversación al respecto, es algo que no va a acabar y que para el 2021, con las elecciones de Concejal, de Alcalde y de Presidente del Condado, vamos a seguir insistiendo y estas protestas crearon ese espacio. Por eso yo estoy peleando, para que quitemos a los policías de las escuelas, para que quitemos fondos del NYPD y pongamos esos fondos en las escuelas, para que las escuelas de Harlem sean las mismas escuelas del Upper West Side, no hay razón para que las escuelas en una comunidad tengan menos fondos, menos maestros, no tengan enfermeras o no tengan trabajadores sociales. Para mí es inconcebible que las escuelas en comunidades ricas sean diferentes a las escuelas de las comunidades más pobres. Queremos que haya un cambio para que se invierta más dinero en las comunidades como la del Distrito 7.

MARIA ORDOÑEZ
María Ordoñez dirigiéndose a la población en una de las manifestaciones en la ciudad de Nueva York en contra del racismo y el abuso policial.

¿Por qué consideras que los políticos actuales no defienden a los neoyorquinos?

- Yo considero que algunos políticos actuales no defienden a los neoyorquinos por la manera en cómo conducen su política y sus campañas. Creo que cuando alguien realiza su campaña no tiene que coger dinero de bienes raíces, no tiene que recibir dinero de policías, no tiene que recibir dinero de instituciones (como la universidad de Columbia) y muchos políticos, que han sido electos ahora, han recibido dinero por estos medios, ya están comprados, es decir, los políticos ya están vendidos a gente que tiene poder y dinero. Por eso necesitamos a gente que se postule y que sean de la comunidad, gente que ha nacido y crecido aquí y estén listos para hablar por la comunidad.

Mark Levine tiene una oficina a 5 cuadras de donde yo vivo y nunca lo he visto en la comunidad. Levine es un político que no habla por la comunidad y no está en el área. Hace falta más gente que esté ahí en el tiempo libre haciendo trabajo para la comunidad, escuchando a la gente y si la gente dice no queremos este edificio que no se haga, como pasó con la expansión de la Universidad de Columbia, a nadie le importó, los políticos no están representando a los neoyorquinos.

Dentro de la plataforma de políticas públicas que has elaborado, ¿Cuál consideras que es la de mayor relevancia?

- Considero que mi plataforma acerca de las viviendas es la más importante porque si alguien no tiene un lugar digno donde vivir, no vas a poder recibir una buena educación, no vas a poder ir a trabajar, no vas a poder recibir atención médica, porque no puedes ni siquiera pagar la renta y cómo va a ser posible que vayas a la universidad. Por eso en mi plataforma estoy peleando para que tengamos más transparencia y se lleven a cabo las juntas comunitarias y el concejal tome en cuenta la opinión de la gente.  Al mismo tiempo es importante invertir dinero en NYCHA, en viviendas públicas, porque esos edificios son los que sufren más porque a nadie se interesa en las reparaciones o las necesidades básicas de cada ser humano y eso es inaceptable, solo porque la gente no tiene los recursos para pagar un apartamento más lujoso no les prestemos atención o no podamos buscar la forma de darles trabajo.

MARIA ORDOÑEZ
Yo creo verdaderamente en la clase trabajadora y cuando digo clase trabajadora me refiero a todos ya seas periodista, abogado, constructor, médico, enfermera o ama de casa.

¿Has experimentado algún impedimento como mujer, como latina y como joven en tu candidatura para llegar a ocupar este cargo?

- No veo ningún impedimento, pero he escuchado que la gente dice “eres muy joven”, “eres mujer”, “eres hispana” y me preguntan qué estás haciendo, nunca he visto una hispana en la política. Desde el momento en que yo mandé los papeles para mi candidatura y abrí mi comité ya gané algo. Le mostré a la gente que sí se pudo y cuando recaudé más dinero que todos los otros candidatos en este distrito, para este periodo de recaudación de fondos demostramos que sí se pudo otra vez.

Lo que hacemos con todo esto es mandar un mensaje, no solamente a este distrito sino a toda la ciudad. Cualquier persona que esté interesada en esta carrera, que esté escuchando y viendo lo que yo estoy haciendo, pueda comprobar que sí se puede, sin importar el color de piel, el género con el que se identifique, su religión, no importa de dónde venga, todos tienen la oportunidad de postularse para un cargo político. Yo creo verdaderamente en la clase trabajadora y cuando digo clase trabajadora me refiero a todos ya seas periodista, abogado, constructor, médico, enfermera o ama de casa. El momento en el que la clase trabajadora sienta que ellos pueden postularse para cargos políticos a cualquier nivel del gobierno, será el momento en que la democracia finalmente estará funcionando para el pueblo. Pensar en ello me da más energía para seguir trabajando y más ganas de seguir demostrando a la gente que, como decimos nosotros los hispanos, si se puede.

 

comentarios